Motorola será la única marca de Lenovo en el mercado móvil

0
Morotola

Lenovo compró Motorola a finales de octubre de 2014 a una Google que no había conseguido sacar partido a una de sus adquisiciones más comentadas. Desde que se formalizó la venta han corrido ríos de tinta sobre cual sería el siguiente movimiento a realizar por parte del gigante chino de la electrónica de consumo. Y es que mantener dos de las marcas más potentes del mercado móvil de forma simultanea haciéndose la competencia entre sí era una estrategia que tenía los días contados.

A partir del día de hoy, todas las actividades relacionadas con smartphones de Lenovo se desarrollarán bajo la marca Motorola. Lenovo Mobile dejará de existir y todos sus activos y empleados pasarán a formar parte de la estructura de la renovada Motorola.

De esta forma se deja de lado el caótico status quo actual para dar pie a una nueva situación donde Motorola, que seguirá con Rick Osterloh en su cargo de presidente, será la única marca de móviles de Lenovo. No queda del todo claro si seguiremos viendo tablets o wearables con el sello del fabricante chino, pero todo apunta a que también desaparecerán. El proceso de fusión ya ha comenzado e irá progresando de forma paulatina hasta que los terminales de el fabricante asiatico solo sean un lejano recuerdo en nuestra memoria.

ZUK está fuera de la nueva Motorola

ZUK, el nuevo fabricante apoyado por Lenovo, queda excluido de todo este complejo mundo de fusiones corporativas al estar fuera de la estructura organizativa de este gigante chino. Os recuerdo que esta recién lanzada marca ha sacado a la venta por el momento solo el ZUK Z1, un teléfono potente y de gran batería que hace uso de Cyanogen como sistema operativo.

Este cambio permitirá a Lenovo hacerse todavía más fuerte en los territorios occidentales, donde muchos usuarios siguen mirando con recelo los productos orientales. En América del Norte, Motorola era hasta hace poco un auténtico titán que ha acompañado las vidas de sus habitantes durante muchísimos años, por lo que usar su marca es una buena forma de introducirse en un mercado tan reaccionario.

Entre los términos del pacto que llevó a la venta de Motorola a Lenovo por parte de Google estaba que la sede de la empresa permaneciese en Chicago. De mantenerse las condiciones nos encontraríamos con una empresa estadounidense perteneciente a un holding empresarial de capital chino. Me parece que entre esto y la desaparición de los móviles de Lenovo nos va a tocar empezar a hacernos eco por aquí de los próximos lanzamientos de Motorola.

Dejar una respuesta