Saltar al contenido

La aplicación de cámara de los Google Pixel ya es compatible con más móviles

Google Pixel

En las últimas horas hemos conocido que se ha actualizado la cámara de los terminales Google Pixel. Para aquellos que no sepáis que tipos de smartphones se encuentran dentro de esta gama de productos, en ella encontramos todos los dispositivos cuyo procesador forman parte de la familia Qualcomm Snapdragon, y concretamente de las series 820, 821 y 835. Aunque, posteriormente también han ido llegando modelos que se encuentran dentro de los series 400 y 600.

Pues bien, si hace unos días actualizaban la cámara para ofrecer soporte HDR +, en esta ocasión aparece en juego una nueva actualización, aunque en este caso con una finalidad muy distinta, ofrecer soporte a un abanico de terminales mayor. Pero no solo eso, sino que también aporta nuevas mejoras a la aplicación.

Con esta puesta a punto, aparece la posibilidad de hacer uso del ZSL, un estabilizador especial pensado para cuando hacemos uso del Auto HDR + (si hacemos del HDR + normal no dispondremos de dicha posibilidad), siendo este otra de las grandes novedades. La ventaja que ofrece el Auto HDR + a la hora de realizar fotografías, es que el resultado final que obtiene el usuario es mucho más natural, sobretodo en la tonalidad de las imágenes, las cuales a veces se ven un tanto desnaturalizadas por el mal uso del HDR.

La cámara de Google Pixel llega para mejorar la vida a Xiaomi, OnePlus y ZTE

Por supuesto, estas no son todas las novedades, aún hay más.  Por ejemplo, se añade soporte para nuevos teléfonos de Xiaomi. El más destacado seria el Xiaomi Mi 5S, el cual es uno de los que se ven más beneficiados, debido al mal resultado de la cámara básica del terminal. Además, se suman terminales con procesadores Qualcomm Snapdragon 400 y 600, entre los que destacan nombres como el Xiaomi Redmi Note 4, el Redmi Note 4X o el Redmi Note 3.

Pero si tenéis dispositivos de otras marcas chinas como ZTE o OnePlus también gozareis de importantes mejoras, centradas en la optimización de modelos Snapdragon  820 y 821. De esta forma, los usuarios notarán la cámara mucho más estable, así como también verán desaparecer algunos errores de la versión anterior que fastidiaba el resultado final.

Entre estas mejoras, también aparecen nuevas funcionalidades como la posibilidad de grabar vídeos a 60 fotogramas por segundo, la posibilidad de deshabilitar el disparo continuo, y la eliminación de un molesto pantallazo negro que hacía acto de presencia.

Todos estos cambios, serán muy notorios en algunos terminales como el ZTE Axon 7 o el OnePlus 3 u OnePlus 3T, y es que al parecer el resultado final es bastante superior al básico obtenido por dichos modelos. ¿Qué perdéis por probarlo?